Esto de lo que ya nos hemos estado acostumbrando de a poco los hinchas de la U, ser administrados por una S.A abierta, no es un concepto nuevo en nuestra institución. Esta idea tuvos sus primeros pasos a finales de 1948, bajo el sueño y anhelo del siempre estadio propio.

Aquel año, la "U" lanzó a la venta 3800 acciones, con un valor de mil pesos cada una. El fin era la construcción de un estadio a poca distancia de lo que es ahora Pedreros. Curiosamente el estadio llevaría como posible nombre "Monumental".

El gerente del proyecto era Jorge Pica, y el arquitecto el atleta Mario Recordón. El sueño fue el de siempre, muchas canchas para varios deportes, ambiente familiar, estadio de espectáculos, áreas verdes y con la novedad de un aeródromo y autódromo. Eran 8 hectáreas en un terreno llamado "La Castrina". La venta de acciones tuvo el apoyo del entonces presidente Gabriel Gonzalez Videla, quien se inscribió con la compra de algunas de Estas. Finalmente no se llegó a la meta de 30 millones de pesos y ahí quedo como otro sueño en el olvido.

Apoyo: nota revista El Crá, escrito por Marcelo Becerra.

V. Andolini